16 de Marzo – Renovación

«Y os habéis vestido del nuevo, el cual se renueva para un pleno conocimiento, conforme a la imagen de aquel que lo creó.» Colosenses 3:10
Renovación
Desde fines de la Edad Media hasta ahora, el hombre ha levantado aires de renovación en todos los cambios. Desde entonces, el ser humano ha despertado a cambiar su realidad y cada cambio es una lucha y una renovación comienza con la inquietud de una persona que se da cuenta que algo no funciona del todo bien y necesita ser cambiado.
La revolución francesa, la revolución industrial, los sindicatos, el voto femenino, la liberación de estados dominados por potencias, entre otras fueron cambios históricos que comenzaron de esa manera.
Pablo nos invita a una renovación que también debe surgir de la necesidad de modificar algo que no funciona bien y que puede ser mejorado. Su mayor preocupación era tratar de mostrar la imperiosa necesidad de un cambio interior, para que se manifieste en las actitudes y gestos cotidianos.
Por eso les dice a los colosenses que el hombre espiritual, que nace cuando creemos en Cristo como Salvador, debe sufrir constantes y permanentes modificaciones. En un plan continuo de mejoras, el cristiano debe ir renovando su ser, para estar cada vez más cerca el ideal que es Jesucristo mismo.
En la mente de Dios, debería resultar obvio tratar de hacerlo cada día, pero la insistencia de Pablo en el tema, nos muestra que tanto en aquellos días, como ahora, somos bastante testarudos para cambiar, y solo aplicamos esa renovación a los aspectos que más cómodo nos vengan. Para los demás temas, preferimos hacer un silencio cómplice.
¿Estás cerca del ideal de Dios, de conocer plenamente a Cristo para poder imitarlo en cada acto de tu vida cotidiana? ¿Cuán lejos estás de ese ideal? ¿Cuántas veces al día le fallás a Dios al elegir mal y al pecar? Eso es lo que Pablo nos pide que renovemos y lo que Dios espera que hagamos a conciencia.
Él sabe lo difícil que es ir contra la corriente, lo complicado de las presiones de tu entorno, las tentaciones que cada vez son más fuertes y atractivas, que parece una pelea sin sentido, que todos actúan mal y no les interesa obedecer los principios divinos. Sin embargo, Dios te pide a vos y me pide a mí, que nos renovemos cada día.
REFLEXIÓN – Empezá hoy y no pares.

Comentarios de Facebook

Artículos relacionados

¿Por qué permite Dios el sufrimiento?

Creo que esta pregunta está ligada al corazón de mucha gente que no conoce a Dios, pero también da vueltas en las cabezas de muchos…

Comentarios de Facebook

¿Deberían los cristianos celebrar la Navidad?

La semana pasada recibí esta respuesta a un libro gratis de Reflexiones Navideñas que es regalando: “Quería consultarle, ya que estamos en el tema Navidad,…

Comentarios de Facebook

Hoy camina con Cristo!

Hoy me gustaría compartir esta verdad contigo: “En el último día, el más solemne de la fiesta, Jesús se puso de pie y exclamó: —¡Si…

Comentarios de Facebook

La perfecta paz que vence las preocupaciones

En estos días de turbulencia financiera y falta de trabajo, es muy fácil preocuparse. Jesús, nuestro amigo fiel, nos conoce mejor que nadie. Él conoce…

Comentarios de Facebook

Cuando sientes que Dios está lejos de ti

Creo que todos, en algún momento hemos sentido que Dios está lejos, escondido, encubierto y sentimos que no se le puede acercar o conocer. A…

Comentarios de Facebook

Para el único digno de toda gloria!

Desde Octubre del 2021 venimos publicando nuevas canciones que el Señor nos ha regalado. Ha sido toda una experiencia. Te invitamos a seguir acompañándonos en…

Comentarios de Facebook

El Cristiano Ateo: Creer en Dios pero vivir como si Dios no existiera

¿Has notado últimamente la cantidad de gente que dice ser cristiana? Hoy en día ser cristiano está de moda, es fácil y no lleva complicaciones.…

Comentarios de Facebook