2 de enero -Siempre

“Señor, tú has sido nuestro refugio generación tras generación.” Salmo 90:1 
Siempre
¿Qué hace la gente el día siguiente de año nuevo? Si es un día laborable, la gran mayoría vuelve a trabajar y comenta en el trabajo las cosas que se hicieron y como festejaron. Las amas de casa, llevan la peor parte, al tener que limpiar todo lo que quedó de los festejos. Los chicos que siguen de vacaciones, solo piensan en divertirse.
Algunos se divierten mucho en año nuevo, pero existe otra realidad. Hay quienes no la pasan tan bien. Hay algunos que esos días de fiesta están tristes y solos, que no tienen con quien pasarla. Y en el tiempo donde la mayoría se divierte, la pasan mal.  Tal vez no sea tu caso, y te la pasaste contando experiencias divertidas de este fin de año. Pero conozco a varios que no se divirtieron tanto. Frente a esta realidad cotidiana, Dios tiene una respuesta.
Si empezaste bien el año, Dios es tu refugio. Cuando todo es diversión y alegría, cuando estás rodeado de amigos, cuando la música suena fuerte y la estás pasando bien, Dios también es tu refugio, quien te cuida y te ayuda. Aunque pienses que no te hace falta, y te olvides que está, Dios sigue siendo tu refugio.
Si lo empezaste mal, Dios es tu refugio. Cuando lo que te rodea no ayuda, cuando las circunstancias son tristes y no se pueden modificar, cuando no tienes ganas de sonreír, y quieres tirar la toalla, Dios también es tu refugio, quien te consuela y alienta, quien te da fuerzas y te sostiene, quien te brinda seguridad a pesar de las tormentas que te rodean.
Si empezaste el año sin extremos, ni bien ni mal, solo pasaste el día y luego comenzó otro, Dios también es tu refugio, quien te puede motivar para despertar de la indiferencia, quien puede darte confianza para superar el hastío.
Pasa el tiempo, pasan los años, pero Dios sigue siendo siempre igual de confiable. Él es el Refugio para todos los momentos de tu vida, para cada momento, los buenos y los malo, Dios no cambia, Dios es siempre igual. Aunque nosotros cambiemos de estado de ánimo, Dios se mantiene siempre igual.
Por eso es el refugio ideal. Para este año que comienza, sin importar como lo hayas comenzado: Dios es tu refugio seguro.
REFLEXIÓN – Desde siempre y para siempre, puedes confiar en Dios.

¡Aviso de Facebook para la UE! ¡Necesitas iniciar sesión para ver y publicar comentarios de FB!

Related Articles