22 de Abril – Diamante

«Para no oír las instrucciones ni las palabras que por medio de los antiguos profetas el SEÑOR Todopoderoso había enviado con su Espíritu, endurecieron su corazón como el diamante. Por lo tanto, el SEÑOR Todopoderoso se lleno de ira.» Zacarías 7:12
Diamante
De los metales preciosos que existen el diamante es uno de los más duros. Lo usan para cortar otros materiales. Y es extremadamente caro, por el largo proceso que tiene su creación. No se hacen diamantes de la noche a la mañana. El carbón debe ser sometido a mucha presión durante muchos años, bajo la tierra, para que se transforme en esa piedra preciosa que tanto brilla y tanto le gusta a las mujeres.
No es un proceso rápido. Hay muchos años de presión y de espera. El producto final es un diamante duro y precioso. Zacarías no era minero, pero conocía esta cualidad. Por eso les recuerda a los israelitas, que habían convertido su corazón como un diamante.
No fue una tontería de un día para el otro. Fueron años de olvido, de indiferencia, de pecado, de desprecio hacia Dios. Fueron muchas generaciones de negarse a obedecer sus leyes y mandamientos. Tantos años, que al final, el corazón de cada israelita estaba duro como una roca frente a los reclamos de Dios.
Totalmente insensibles, indiferentes, les resbalaba todo lo que Dios les dijera. A pesar de la paciencia de Dios al enviarles profetas para llamarlos a la reflexión, estos hombres no escuchaban. Porque su corazón estaba duro.
Esa dureza la genera el pecado. Les hizo alejar su corazón de Dios y les insensibilizo el alma para que no escuchen su mensaje. La consecuencia fue algo terrible. Tanta dureza provoco la consecuencia que no se podia evitar. Dios se enojo.
Dios sigue siendo el mismo. Pasan los años y sigue esperando que las personas cambien. Su amor no lo condiciona a nuestra respuesta, ni su misericordia a nuestras actitudes. Está esperando que decidamos cambiar el estado de nuestro corazón. Porque hoy vivimos días lejos de Dios, con el corazón duro por la indiferencia. Lejos de la pasión.
Hoy es tiempo de ser honestos, y cambiar. De empezar a escuchar a Dios y dejar el orgullo de pensar que podemos hacer las cosas a nuestra manera. No podemos cambiar los mandamientos de Dios, ni ajustarlos a nuestros caprichos. Eso fue lo que hicieron los israelitas, y así les fue.
REFLEXIÓN – Hacé blando tu corazón.

Comentarios de Facebook

Artículos relacionados

Recursos para Líderes

Aunque no es relacionado con la música, sí tiene que ver con nuestro crecimiento cristiano. El Ministerio Crecer , cuyo propósito es Colaborar con las…

Comentarios de Facebook

30 de Octubre – Escogida

“Acercandonos a Él, piedra viva, desechada ciertamente por los hombres, pero para Dios escogida y preciosa.” 1 Pedro 2:4 (RVR) Escogida No soy geólogo. Sin…

Comentarios de Facebook

10 de Enero – Refinada

«Las palabras del Señor son palabras puras, plata probada en un crisol en la tierra, siete veces refinada.» Salmos 12:6 Refinada El proceso de refinamiento…

Comentarios de Facebook

13 de Diciembre – Brilla

«…en los cuales el dios de este mundo ha cegado el entendimiento de los incrédulos, para que no vean el resplandor del evangelio de la…

Comentarios de Facebook

8 de Marzo – Preciosa

«Mujer virtuosa, ¿quién la hallará? Su valor sobrepasa largamente al de las piedras preciosas.» Proverbios 31:10 Preciosa Hoy se celebra el día internacional de la…

Comentarios de Facebook

23 de abril – Maná

  «Y el maná cesó el día después que habían comido del producto de la tierra, y los hijos de Israel no tuvieron más maná,…

Comentarios de Facebook

28 de Junio – Esperan

«Mi alma espera al Señor más que los centinelas a la mañana.» Salmo 130:6 Esperan Nunca fui soldado, ni tampoco estuve en ninguna guerra. Pero…

Comentarios de Facebook