Dios te tiene en Sus brazos

¿Sabías que Dios te conoce más de lo que imaginas? Dios conoce todo lo que te pasa en este momento. La razón de que Dios te conozca tan bien es que Él te creó, y sabía que en esta vida ibas a enfrentar pruebas.

Por eso el apóstol Pablo le dice a Timoteo:

“ fortalécete por la gracia que tenemos en Cristo Jesús.” 2 Timoteo 2:1 (NVI)

Otra versión dice: «saca fuerzas del generoso amor que Dios nos da por pertenecer a Jesucristo.» (PDT) Entonces, ¿de donde podemos sacar fuerzas? La fuente es Su Gracia, su gran misericordia por la que tenemos acceso gracias a Jesús! Esa gracia es la que te sostiene en medio de tus dificultades y preocupaciones.

También Pablo nos dice así:

No se aflijan por nada, sino preséntenselo todo a Dios en oración; pídanle, y denle gracias también. Así Dios les dará su paz, que es más grande de lo que el hombre puede entender; y esta paz cuidará sus corazones y sus pensamientos por medio de Cristo Jesús. Filipenses 4:6,7 (DHH)

La única manera de experimentar la paz sobrenatural que viene de arriba es dejar todo lo que nos angustia en las manos del Único que tiene todo bajo control.

Recuerda que fuiste “llamado a formar un solo cuerpo, el cuerpo de Cristo. Deja que la paz de Cristo gobierne tu corazón, y se agradecido.” Colosenses 3:15 (TLA)

¿Necesitas paz en medio de tu tormenta? ¿Necesitas claridad en lugar de completa oscuridad? Pídele a Dios hoy mismo que te envuelva con Su paz, porque “de sus riquezas maravillosas mi Dios te dará, por medio de Jesucristo, todo lo que te haga falta.” Filipenses 4:19 (TLA)

En Cristo, puedes encontrar todo lo que necesitas! Él te ofrece Su Paz hoy:

“Les doy la paz. Pero no una paz como la que se desea en el mundo; lo que les doy es mi propia paz. No se preocupen ni tengan miedo por lo que va a pasar pronto.” Juan 14:27 (TLA)

No estás solo ni tampoco sola. Dios está contigo, y Él conoce tus aflicciones. Por eso, confía en Él y recibirás su asombrosa paz, de tal manera que Cuando descanses, no tendrás que temer; cuando te acuestes, dormirás tranquilo. Proverbios 3:24 (DHH)

Así que, hoy recuerda como el salmista que El Señor cada día lleva nuestra carga!

“¡Alaben al Señor; alaben a Dios nuestro salvador! Pues cada día nos lleva en sus brazos.” Salmos 68:19 (NTV)

Artículos relacionados

Respuestas

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *